Historias

Bosnia y Herzegovina: Resiliencia e impacto positivo del trabajo diario en medio de la COVID-19


Snežana Bursać Aranđelović at her office, the Canton Sarajevo Public Heath Institute.
Leyenda: Snežana Bursać Aranđelović at the Canton Sarajevo Public Health Institute.
Foto: Imrana Kapetnovic for UNFPA

Las Naciones Unidas en Bosnia y Herzegovina han estado compilando una serie de relatos personales que destacan el trabajo extraordinario de las personas durante la respuesta y recuperación de la COVID-19; marcando la conmemoración de la campaña de ONU75 (UN75, por sus siglas en inglés).

Desde cómo asegurar que las personas sigan las pautas básicas de higiene hasta cómo brindar espacios seguros para que los/las niños/as se mantengan activos; descubra, a continaución, cómo estos particulares han llevado su trabajo al siguiente nivel para garantizar que las personas a las que sirven se mantengan saludables y seguras durante la pandemia de COVID-19. Estos breves extractos brindan un vistazo al trabajo de una activista que lucha contra la trata de personas, una bibliotecaria y unos trabajadores/as en los centros de recepción.

El incumplimiento de las medidas y recomendaciones de la COVID-19 sigue siendo el mayor desafío

Epidemióloga de profesión, la principal tarea de Snežana Bursać Aranđelović desde el comienzo de la pandemia de la COVID-19 se ha centrado en la prevención y la educación sanitaria en el Instituto de Salud Pública del Cantón de Sarajevo.

“Desde mi propia experiencia, al monitorear a más de un centenar de pacientes COVID-19 positivos y poner a todos sus contactos, secundarios o terciarios, bajo vigilancia, yo tengo que destacar a aquellos/as que deliberadamente no cumplen con las medidas y recomendaciones como el mayor desafío. Las medidas recomendadas para epidemias como esta son muy sencillas y muy efectivas, y eso es la distancia física, el uso de mascarillas y el lavado de manos”, ella explica.

Para obtener más información sobre la historia de Snežana Bursać Aranđelović, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

En el mar de información y estadísticas de COVID-19, debemos encontrar una manera de proteger los derechos humanos

Desde 2009, Dragana Petrić trabaja en el sector no gubernamental. Es la coordinadora del programa de prevención y lucha contra la trata de personas de la Lara Foundation en Bijeljina.

Leyenda: Photo: UN Women

Foto: UN Women

“Durante el período más crítico de la pandemia COVID-19, Lara Foundation se comprometió a adaptarse a las nuevas circunstancias y mitigar los riesgos y consecuencias de la pandemia. Esto implicó, y todavía implica, una amplia gama de acciones: desde trabajar directamente con los/las beneficiarios/as - mujeres sobrevivientes de violencia doméstica y grupos vulnerables de mujeres en el campo - hasta la entrega de paquetes de ayuda; atender un gran número de consultas y solicitudes sobre las necesidades actuales de la organización y nuestros beneficiarios; a la revisión de proyectos y actividades en curso”, explica.

Para obtener más información sobre la historia de Dragana Petrić, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

Guardianes de la Historia en los tiempos de la pandemia

Andrea Dautovic es la bibliotecaria de la Biblioteca del Museo Nacional de Bosnia y Herzegovina, donde trabaja desde 1980.

Leyenda: Caption: Photo: UNESCO
Photo: UNESCO

Foto: UNESCO

“Seguimos trabajando [en el Museo Nacional de Bosnia y Herzegovina], pero esta vez nos vimos obligados a trabajar desde casa, lo que influyó enormemente en los cambios en la dinámica de los negocios y en nuestra ética de trabajo cotidiana habitual. Algunos trabajos requirieron mucho más tiempo de lo habitual, pero la calidad y el resultado de lo realizado se mantuvieron impecables. Por otro lado, la pandemia provocó una serie de golpes negativos, especialmente económicos, que además pusieron en peligro la existencia de esta institución, que desde hace décadas lucha por el reconocimiento que se merece en nuestra sociedad”, dice.

Para obtener más información sobre la historia de Andrea Dautovic, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

“A pesar de todas estas dificultades, estoy seguro de que juntos podemos marcar la diferencia y ser responsables, en beneficio de todos.”

Azra Ibrahimović-Srebrenica es directora del campamento del primer Centro de Recepción Temporal, que se inauguró en el cantón de Sarajevo el 24 de octubre de 2018 para acoger a los migrantes que llegan en cantidades cada vez mayores ese año.

Leyenda: Caption: Caption: Photo: IOM
Photo: IOM
Photo: IOM

Foto: IOM

“El mayor desafío al que me enfrenté personalmente mientras trabajaba en la respuesta a la COVID-19 fue mantener la paz y la tranquilidad dentro del centro. Cuando se introdujeron por primera vez las medidas restrictivas, el centro excedió la capacidad de alojamiento, las personas fueron encerradas dentro del campamento sin la posibilidad de salir y tener acceso a tiendas o bancos u oficinas de correos. Esta es una situación en la que cualquier pequeña discusión puede convertirse en un conflicto violento y una pelea. Al [unir] esfuerzos con mi equipo, logramos superar estos últimos meses sin incidentes significativos.”

Para obtener más información sobre la historia de Azra Ibrahimović-Srebrenica, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

“Creo que el camino hacia la recuperación del coronavirus será difícil, pero sobre todo debemos mostrar humanidad y solidaridad.”

Jean Marc Bogmis llegó de Camerún en 1999 para jugar al fútbol. Al terminar su carrera futbolística en 2003, se vio obligado a buscar asilo en Bosnia y Herzegovina debido a circunstancias políticas en su Camerún natal. Actualmente, trabaja como coordinador de actividades deportivas para niños y jóvenes en centros de acogida en Sarajevo con Bosnia and Herzegovina Women's Initiative Foundation (la fundación Iniciativa de Mujeres de Bosnia y Herzegovina, o BHWI, por sus siglas en inglés), asociada de ACNUR.

Leyenda: Caption: Caption: Photo: UNHCR
Photo: UNHCR
Photo: UNHCR

Foto: UNHCR

“Al igual que para todos los demás, la pandemia de coronavirus ha interrumpido mi vida diaria y mi interacción diaria con los/las niños/as solicitantes de asilo. Tuve que encontrar una manera de continuar las actividades en los centros, porque sabía que esta situación, especialmente para los/las niños/as que ya han pasado por experiencias traumáticas, afectará su estado mental y que deberían participar en actividades de esparcimiento, tan pronto como sea posible. Durante nuestro entrenamiento, los/las niños/as acatan todas las medidas de protección: llevan máscaras, guantes y el contacto físico se considera una falta grave. Admito que puede ser difícil trabajar con niños porque debes tener carisma si quieres que sigan las instrucciones, pero tengo la suerte de poseer uno de esos tipos de carisma”.

Para obtener más información sobre la historia de Jean Marc Bogmis, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

 

“Debemos centrarnos en cómo proteger los derechos humanos en las crisis humanitarias, para salvar vidas como primera prioridad y reducir el número de víctimas potenciales de este momento difícil.”

Saria Aboukaf is an Empowerment Officer and a team leader, responsible for preparing weekly schedules and plans for carrying out a number of activities at the Women and Girls Center (WGC) and  Boys on the Move (BoTM) centers in Ušivak and Blažuj Temporary Reception Centres (TRC).

Saria Aboukaf es Oficial de Empoderamiento y líder de equipo, responsable de preparar horarios y planes semanales para llevar a cabo una serie de actividades en los centros de Women and Girls Center [Centro de Mujeres y Niñas, en español] (WGC, por sus siglas en ingles) y de Boys on the Move [Niños en Movimiento, en español] (BoTM, por sus siglas en inglés), en Ušivak y Blažuj Temporary Reception Centers (TRC).

Leyenda: Caption: Photo: UNFPA
Photo: UNFPA

Foto: UNFPA

“A raíz de la pandemia y su impacto persistente en todos y cada uno de los miembros de nuestra comunidad, mantenerme a salvo y saludable durante el brote de la COVID-19 fue uno de mis mayores desafíos, mantener a mi familia a salvo por un lado y a los/las beneficiarios/as del otro lado. Estaba más seguro que nunca de la importancia de mantener la salud mental para enfrentar la nueva normalidad, superar el miedo a lo desconocido, la negatividad y el pensamiento excesivo. Superar sustancialmente los desafíos personales y brindar ayuda y apoyo a aquellos con quienes trabajamos fue la parte más difícil de mi misión".

Para obtener más información sobre la historia de Saria Aboukaf, haga clic aquí para leer la historia completa.

 

 

Entidades de la ONU involucradas en esta iniciativa
OIM
Organización Internacional para las Migraciones
ONU Mujeres
Entidad de la ONU para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer
UNESCO
Organización de las Naciones Unidas para la Educación, Ciencia y la Cultura
UNFPA
Fondo de Población de las Naciones Unidas
ACNUR
Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados

Objetivos que estamos apoyando a través de esta iniciativa